Actualidad Científica

Efectos de la obesidad en la salud cardiovascular

Por todos es bien conocida la relación de la obesidad, y del sobrepeso, con el aumento del riesgo cardiovascular. Hoy en día las autoridades sanitarias advierten de la amenaza que supone la obesidad para nuestra salud. No obstante, la proporción de casos ha aumentado en casi todos los países desarrollados.

Las personas obesas presentan un menor nivel de calidad de vida y una esperanza de vida más corta que el resto de la población. Diversos estudios han demostrado que la obesidad es un factor de riesgo mayor de enfermedades cardiovasculares, incluidas la enfermedad coronaria, la insuficiencia cardiaca, la fibrilación auricular, las arritmias ventriculares y la muerte súbita. También se la considera causante de hipertensión, diabetes mellitus tipo 2, enfermedad articular degenerativa, apnea obstructiva del sueño (AOS), dislipemia, reflujo gastroesofágico, hígado graso no asociado a alcoholismo y diversas formas de cáncer.

Complicaciones cardiovasculares
Enfermedad coronaria
La obesidad, junto con el sobrepeso, es el factor de riesgo cardiovascular más común en pacientes que han sufrido un infarto de miocardio. Más de dos tercios de los pacientes con enfermedad coronaria tienen sobrepeso u obesidad.
Los pacientes obesos con enfermedad coronaria son generalmente 10 años más jóvenes que aquellos con peso normal y son más propensos a elevados índices de colesterol, hipertensión y un estilo de vida sedentario que los pacientes con peso normal, por lo que la prevención secundaria cobra especial importancia. La asociación entre obesidad y enfermedad coronaria está parcialmente mediada por factores de riesgo tradicionales como hipertensión, dislipemia y diabetes mellitus, aunque estos factores de riesgo no explican totalmente la asociación entre obesidad y enfermedad coronaria.
Insuficiencia cardiaca o cardiomiopatía
Cada año se diagnostican cientos de miles de casos nuevos de insuficiencia cardiaca, considerándola la nueva epidemia cardiovascular del siglo XXI. Se ha propuesto que la prevalencia de obesidad podría ser en parte causa del aumento de la incidencia de insuficiencia cardiaca en las décadas recientes. Las personas con obesidad tienen el doble de riesgo de sufrir insuficiencia cardiaca que los sujetos con un Índice de Masa Corporal (IMC) normal.
Durante varios años se creyó que la obesidad podría causar insuficiencia cardiaca sólo a través de mecanismos intermediarios como hipertensión o enfermedad coronaria, pero estudios recientes han demostrado que otros factores podrían estar implicados en el origen de la cardiomiopatía relacionada con obesidad.
Fibrilación auricular
La prevalencia de fibrilación auricular, al igual que la de obesidad, ha aumentado de manera significativa en los últimos años.
Diversos estudios indican que la obesidad puede causar o favorecer la aparición de fibrilación auricular. Un metaanálisis reciente que incluyó 16 estudios con 123.000 pacientes, evaluó el impacto de la obesidad en la fibrilación auricular y demostró que los obesos tienen un 50% más riesgo de fibrilación auricular y que el riesgo se incrementa a medida que aumenta el Índice de Masa Corporal (más masa más riesgo).
Arritmias ventriculares
Algunos estudios clínicos indican que la obesidad se asocia a muerte súbita, demostrando una tasa significativamente superior de muerte súbita en pacientes obesos en comparación con pacientes con un peso normal.

Contradicciones de la obesidad
La relación entre el índice de masa corporal y la incidencia de enfermedad coronaria es directa. Sin embargo, una vez se ha manifestado la enfermedad coronaria, la asociación entre dicho índice de masa corporal y el pronóstico de la enfermedad se hace más compleja. Esto se ha definido como la paradoja de la obesidad pues, contra lo que se esperaría, diversos estudios han demostrado que sujetos con enfermedad coronaria establecida y sobrepeso u obesidad leve tienen mejor pronóstico que sujetos con peso normal o bajo.
Hay que considerar con cautela esos hallazgos antes de concluir que el exceso de grasa corporal no es un factor de riesgo de progresión de enfermedad coronaria o que es un factor protector.

El diagnóstico de la obesidad
En 1995, la Organización Mundial de la Salud (OMS) definió la obesidad, basándose en un consenso de científicos y expertos, como un Índice de Masa Corporal (IMC) de ≥30. Se seleccionó este umbral debido a que la curva de mortalidad en diversos estudios epidemiológicos demostró un aumento en ese punto. Diversos estudios han comparado el uso de IMC para determinar la grasa corporal con otras técnicas de medida resultando que los umbrales estándar de IMC para definir la obesidad subestiman la grasa corporal. Asimismo, estos estudios han mostrado que el IMC tiene una sensibilidad del 50% por lo que la mitad de los sujetos clasificados como obesos no lo serán en realidad. Además, el IMC no tiene en cuenta ni la distribución de la grasa corporal ni la de la masa muscular, factores que podrían afectar a un diagnóstico erróneo.

Tratamiento de la obesidad
El objetivo principal del manejo de la obesidad se centra en la pérdida de peso y en mantenerla mediante la modificación de la dieta y el incremento de la actividad física. Sin embargo, mantener el peso perdido sólo con estas intervenciones es difícil y se presentan tasas altas de recaídas. En la última década se ha propuesto el uso de medicamentos adyuvantes en combinación con recomendaciones de cambio de estilo de vida para pacientes con un IMC ≥ 30, especialmente si ya tienen enfermedades atribuibles a la obesidad.
Cuando el uso de medicamentos y las modificaciones al estilo de vida fallan o los individuos presentan obesidad mórbida, se recomiendan otras medidas para inducir pérdida de peso, como la cirugía bariátrica, un método eficaz y seguro de pérdida de peso en pacientes con obesidad mórbida o con obesidad y comorbilidades, como la enfermedad coronaria.
Algunos estudios indican que la cirugía bariátrica también puede inducir mejoras significativas en la presión arterial, la glucemia, las concentraciones lipídicas y la calidad de vida. Los pacientes experimentan una reducción significativa en el riesgo cardiovascular estimado y algunos estudios indican disminución en la mortalidad después de la cirugía.
Existen ciertas controversias y desconocimiento en cuanto a las mejoras de la función cardiaca en pacientes que han sido sometidos a cirugía bariátrica. Mientras algunos estudios demuestran una mejora en la función y tamaño de los ventrículos o de la función diastólica, otros no han demostrado una mejoría importante después de la cirugía.

Conclusiones
La obesidad es un factor de riesgo cardiovascular común y frecuentemente ignorado por los médicos. La obesidad se asocia a varias enfermedades cardiovasculares y está vinculada no sólo a enfermedad coronaria, sino también a alteraciones del ritmo cardiaco y la función ventricular. Esta asociación se da por múltiples mecanismos, y no sólo a través de la hipertensión, la diabetes mellitus o la dislipemia. El diagnóstico de obesidad debe incluir mediciones de contenido total y de distribución de la grasa corporal. Aunque el manejo de la obesidad es difícil, el manejo integral de la obesidad puede resultar favorable.

Referencia: F. López-Jiménez, M. Cortés-Bergoderi. Obesidad y corazón. Revista Española de Cardiología. 2011; 64(2):140–149.


AGENDA DE ACTIVIDADES

Día Hora Actividad

17:00 h.

APACAM Asociación de Pacientes Cardiópatas y Anticoagulados de A Coruña
Taller: Técnicas de relajación
Lugar: Sede social de la Asociación (Avda. Arteixo, 85ª. A Coruña)
Más información: 981 278 173 o apacam2004@yahoo.es

11:00 h.

ASANAR Asociación de Anticoagulados de Aragón
Taller: Servicio de reciclaje para el autocontrol
Lugar: Edificio Cruz Roja - Plaza de Los Sitios (C/ Sancho y Gil, 8. 50001 Zaragoza)
Más información: asanar@asanar.es o llamando a los teléfonos 976 226 660 ó 651 933 647 o visitando www.asanar.es

17:00 h.

APACAM Asociación de Pacientes Cardiópatas y Anticoagulados de A Coruña
Taller: Técnicas de relajación
Lugar: Sede social de la Asociación (Avda. Arteixo, 85ª. A Coruña)
Más información: 981 278 173 o apacam2004@yahoo.es

17:00 h.

APACAM Asociación de Pacientes Cardiópatas y Anticoagulados de A Coruña
Taller: Técnicas de relajación
Lugar: Sede social de la Asociación (Avda. Arteixo, 85ª. A Coruña)
Más información: 981 278 173 o apacam2004@yahoo.es

17:00 h.

APACAM Asociación de Pacientes Cardiópatas y Anticoagulados de A Coruña
Taller: Técnicas de relajación
Lugar: Sede social de la Asociación (Avda. Arteixo, 85ª. A Coruña)
Más información: 981 278 173 o apacam2004@yahoo.es

20:00 h.

AMCA Associació de Malalts Cardíacs i Anticoagulats d’Ontinyent
JORNADA DE CONVIVENCIA PREVACACIONAL
Primero se celebrará una misa en sufragio por los difuntos de la Asociación – 20.00h
A continuación tendrá lugar la Cena de hermandad – 21.30h
Lugar: Restaurante “La gamba (c/.Martínez Valls de Ontinyent)
Más información: amcaontinyent@gmail.com o 634 262 365

En cumplimiento de la nueva "Ley de Servicios de la Sociedad de la Información y de Comercio Electrónico: (LSSI-CE Aprobada en el parlamento español 13/12/1999, nº 34/2002)", si Ud. no desea recibir más información de nuestra base de noticias, por favor responda a este email con el asunto "BAJA", y nosotros le daremos de baja en nuestra base de datos. Si Ud. no responde este correo electrónico entenderemos que desea seguir recibiendo información.